24
Ene 23

Pajaritos de la suerte y otras historias de antes

 

Las siguientes son comunicaciones de, o para el ministro de Gobernación que era Manuel Estrada Cabrera durante la presidencia de José María Reyna Barrios.

  • En 1893 José Mora le pidió permiso al Ministerio de Gobernación para andar vagando por las calles con unos pájaros que adivinan la suerte sacando un papelito y paga la gente medio real.

Hasta hace poco todavía se veían esos pajaritos en las ferias; pero la penúltima vez que fui a la feria de agosto, en la ciudad de Guatemala, noté que no los había.  Creo que los vi en Joyabaj, pero no encuentro foto.

  • ¿Qué fue de José Mora? No se; pero en 1894 Asturias, jefe político departamental le comunicó al Ministro de Gobernación que se le dio permiso a N.N. para que pueda dar su espectáculo de pájaros que sacan la suerte.  ¿N.N. era José Mora?

  • En aquella línea de comunicaciones, madame Smith, en 1893, le solicitó al Ministro de Gobernación su autorización para ejercer la profesión de espiritista.

  • Eran otros tiempos, así que, en aquel año, don Manuel Cabral, ministro de Instrucción Pública se dirigió al Ministro de Gobernación para comunicarle que el alumno del Conservatorio de Música, Miguel Gutiérrez se fugó del establecimiento y fue capturado, por lo que solicitó una orden para que fuera recibido un mes en la Casa de Corrección de Menores.  ¿Qué sería de Miguel? ¿Terminaría sus estudios en el Conservatorio? ¿Cómo habrá sido ese mes en la correccional de menores? ¿Por qué se habrá fugado?

  • Como hay cosas que no cambian, en 1894 R. Morales, de la Policía Departamental, le comunicó que el libre acceso a la Plazuela del Teatro Colón -que fue muy dañado por los terremotos de 1917 y 18– da lugar a que en ella se satisfagan necesidades corporales y crímenes.  Lo de la gente que mea y depone en plazas, parques y lugares públicos sigue siendo una realidad muy lamentable.

  • En 1895 Federico Chacón Valenzuela recibió una invitación para asistir puntualmente a las próximas sesiones de la Asamblea.  La puntualidad nunca ha sido una virtud chapina, Federico, ¿era diputado en la Asamblea? ¿Era funcionario del Legislativo, o del Ejecutivo?

Carlos Federico Chacón V. era abuelo de mi abuela, Frances, y padre de mi bisabuelo, Víctor Federico Chacón Ubico.

Carlos Federico Chacón Valenzuela.

En su libro El dictador y yo, Carlos Samayoa Chinchilla describe el derrocamiento de don Jorge Ubico.  Cita al periodista Baltasar Morales y dice: Resulta que el señor Arturo Saravia Ubico, amigo y pariente del general Ubico, cuando salió de su casa el domingo 25 a las nueve de la mañana, se encontró con el aparato de fuerza concentrado en las principales calles de la ciudad y a tiempo que caminaba se puso a meditar -según dice en carta de indiscutible valor documental-, acerca de las graves consecuencias tanto para el gobierno como para el país.  Y decidió consultar con su primo Federico Chacón Ubico, sobre lo que convendría hacer para evitar los males que preveía.  Ambos resolvieron visitar inmediatamente al general Ubico deseosos de hacerle conocer con claridad la gravedad de la situación.

  • En 1896, Julio Lowenthal (¿Sería Julio Lowenthal Behr, o su hijo Julio Lowethal Castellanos?) le solicitó al jefe político, permiso para introducir en los paseos y calles públicas una especie de juego llamado slot-machine.  Cuando yo era niño había tragamonedas en el Aeropuerto La Aurora, cuando ese aeródromo se hallaba donde ahora está la Fuerza Aérea Guatemalteca y luego los había en el edificio que se inauguró en los años 60.  Mi abuela, Frances, disfrutaba de las maquinitas y siempre que íbamos al aeropuerto, con ella, pasábamos un rato jugando.

  • En 1899, Francisco Villacorta, de la Secretaría de Estado, le envió al Ministro de Gobernación el expediente relativo a la denuncia de una mina hecha por Emilio Schuman.

Emilio Schuman.

Emilio Schuman,mi tatarabuelo, era el padre de mi bisabuela, Adela Schuman de Morales (Mami).

Gracias a Luis Andrés Schwartz por estas ventanas a un pasado curioso con el que los chapines tenemos conexiones, unas veces familiares y otras veces solamente porque eran parte del día a día en una sociedad guatemalteca que ya no existe, pero de la que venimos.


10
Ene 23

Mi tatarabuelo y doscientos nueve pesos por alquiler de carruajes

 

El presidente de la República acuerda que de la partida de gastos extraordinarios de Gobernación y Justicia se erogue la cantidad de doscientos nueve pesos que se entregarán a los señores Schuman y Córdova, por el alquiler de carruajes para la asistencia a la Asamblea Nacional Legislativa, dice el acuerdo presidencial del 14 de octubre de 1893.

Está firmado por el presidente José María Reyna Barrios y refrendado por el secretario de Gobernación y Justicia, Manuel Estrada Cabrera.

El documento es de mi interés porque Emilio Schuman -uno de los acreedores- era propietario del Establo de Schuman y porque prueba que vino a Guatemala, desde Hawaii y desde Dresde, Alemania, varios años antes de lo que sabíamos en la familia.  Emilio era padre de mi bisabuela, Adela, abuelo de mi abuela, Frances y bisabuelo de mi padre, Luis. El Secretario de Gobernación y Justicia, por cierto, era mi tío bisabuelo, hermano de mi bisabuela, Gilberta e hijo de mi tatarabuela,Joaquina; tío de mi abuela, Juanita y tío abuelo de mi madre, Nora. ¡Que familión hay en este documento!

En 1887, el gobierno de Manuel Lisandro Barrillas ratificó el Tratado de Comercio y Navegación entre Guatemala y Alemania que constituyó la base para la segunda gran inmigración alemana a Guatemala.  El tratado aseguraba la protección completa del gobierno a los ciudadanos alemanes y a sus propiedades; otorgaba libertad de comercio recíproca, así como las de residir, viajar, comerciar, arrendar, comprar y poseer terrenos, almacenes y tiendas; aseguraba la exención del servicio militar y libertad de conciencia y culto; y garantizaba la nacionalidad alemana a los hijos legítimos de los alemanes nacidos en el país, cuenta Ana Lucía Rodríguez en su obra Manuel Lisandro Barillas, un general quetzalteco en la presidencia. .

…no he averiguado quien era Córdova.

Gracias a mi sobrino, Andrés Schwartz, por la foto del documento.


19
Dic 22

Mi tatarabuelo, Reyna Barrios y una mina en Izabal

 

El documento que comparto es fascinante desde distintas perspectivas: es la primera vez que veo la firma de mi tatarabuelo, Emilio Schuman; y ahora sabemos que tenía intereses en una mina de carbón en Izabal.

Además, según cuenta en el informe que le dirigió al presidente José María Reyna Barrios, el carbón de Izabal era tan de buena calidad como el carbón Cumberland que era el más caro que venía de los Estados Unidos de América y era el que mi tatarabuelo usaba en su taller.

¿Taller de qué? Herrería, carpintería, tapicería y pintura.  Eso también es una novedad.  Siempre supimos que Emilio era propietario del Establo de Schuman, negocio que se dedicaba a la venta y alquiler de landós, victorias, surreys, faetones, buggies, diligencias para excursiones y a la venta de arneses y artículos para carruajes.  También sabíamos que se dedicaba a la crianza de caballos de carreras.  ¿Dónde quedaba el establo? En tiempos del informe quedaba en la 4a. calle poniente, número 25 de la zona 1; y posteriormente se trasladó a la 11 avenida y 14 calle A de la zona 1.  Todavía se conserva el inmueble con la fecha 1907 en la entrada principal. De ahí que la 14 calle A se llame Callejón del Carrocero.

Emilio Schuman era alemán, de Dresde, y vino a Guatemala desde Hawaii donde -con su hermano Gustav- tenían un negocio de carruajes similar al que mi tatarabuelo estableció en Guatemala. Emilio fue el padre de mi bisabuela, Adela, cuya madre era Edwina Minnie Hart.

Del documento me encantan lo elaborado del diseño, el número de teléfono 528 con sólo tres cifras. Dato curioso ahora que próximamente los teléfonos en Guatemala tendrán nueve cifras. Hasta los años noventa, algunos teléfonos de la zona uno tenían cinco cifras; y los teléfonos en las casas de mis padres y de mi abuela tenían seis cifras.

Gracias a Luis Andrés Schwartz por el hallazgo.


17
Oct 22

Mi bisabuela, Mami

 

¿Alguna vez te has resguardado bajo la sombra de una ceiba, o de un cedro? Con sus dimensiones majestuosas, sus ramas generosas y con su tronco imponente, ese tipo de árboles cobijan de una forma especial.  Contra al sol abrasador, la sombra de una ceiba, o la de un cedro te permiten encontrar reposo, gozar de la brisa y sentirte protegido.

Eso fue mi bisabuela, Adela, Mami, en mi vida; y sobre todo en mi adolescencia.  Mami fue el árbol protector bajo cuya sombra siempre encontré cobijo.

Adela S. de Morales. Foto familiar, vía Wikimedia Commons, CC BY-SA 4.0.

De ascendencia alemana y hawaiiana, Mami era una mujer grande para los estándares chapines y para cualquier estándar.  De niño la recuerdo alta e imponente; pero incapaz de inspirar miedo.  Más bien inspiraba admiración, seguridad y bondad.

Mami nació y se crió en Honolulu; pero vino a Guatemala -secuestrada por su padre- cuando todavía era niña. Fue empresaria hotelera, mujer independiente, cocinera magnífica, criadora de caballos de carreras, productora de vestidos para mengalas (durante la crisis de los años 30), importadora de animales productivos y de mascotas.

Cuando niño todavía comí de sus tamales, hechos con sus manos.  Las recetas de wafles y de panqueques que hacemos en casa son las suyas. Recuerdo que una vez la vi haciendo cocadas. A hungry traveler in Spanish-speaking Guatemala can refresh himself by partaking of Hawaiian curry, hula hula pie and Austrian pig`s knuckles. It`s not hard to find the place that serves these delicacies for the Casa Contenta resort of doña Adela on Lake Atitlan, some 40 miles west of Guatemala City, is famed throughout the land, escribió de ella el Omaha World Heraldc. 1945.

Yo disfrutaba mucho de su compañía, de dormir junto a ella una siesta, de sus conversaciones, de pasear por el jardín, de jugar con sus grandes manos de viejita y ¡Hasta de jugar dos, o tres manos de Spite and Malice!, yo que no soy aficionado a los juegos de mesa y de barajas.

Mami fue muy afectuosa y materialmente generosa conmigo y gracias a eso duermo en la que fue su cama casi todas las noches.  A veces la escucho diciéndome por teléfono, o en persona, que estudie, que obedezca a mis padres y que no la olvide.   Y yo estudiaba con mucho gusto…lo que me interesaba, obedecía a mis padres cuando quería y nunca la he olvidado.

Al final de sus días solía olvidar, o confundir nombres de personas; pero nunca olvidó, ni confundió el mío.  Siempre se aseguraba de que yo hubiera comido (como si hubiera que asegurarse de eso) y varias veces al día me preguntaba si yo había desayunado, almorzado, o cenado.  Cuando me veía con zapatos raídos, propios de la adolescencia, me preguntaba si mis padres no me daban dinero para comprar zapatos, y me daba un billete.

Mami olía a agua de violetas, o a Emeraude, de Coty.

Mi adolescencia, por cierto, no fue peor que la del promedio; y a pesar de mi, siempre conté con mis padres y mis abuelas; pero Mami era otro nivel.  Sus brazos y su mirada amorosa fueron siempre lugares seguros más allá de los lugares seguros; y estoy seguro de que si los grandes árboles pudieran abrazar, lo harían como abrazaba Mami.


08
Ago 22

“Dudie”, mi tío bisabuelo el “beachboy”

 

Hermano de mi bisabuela, Adela, Edward Kaleleihealani Hart Miller, Dudie, fue uno de los beachboys originales en la playa de Waikiki, Hawaii.

Edward Dudie Miller, primero de izquierda a derecha. Foto de Luis Andrés Schwartz.

Playero original de Waikiki, fue el primer capitán del Hui Nalu Club formado en 1908; fue propietario del puesto de comida en el Moana Hotel, el primer gran centro turístico de Waikiki. Además de ser surfista, pescador y canoero de primer nivel (fue idea suya llevar a los turistas a las olas en canoas con estabilizadores), Miller, parcialmente hawaiano, era uno de los mejores músicos de las islas; tocaba el piano, escribió un folleto popular sobre el ukelele, dirigió la Dudie Miller Band en el Moana y fue invitado en 1929 a actuar en Nueva York.

Fue Dudie quien le dio el nombre de Queens a uno de los mejores lugares para surfear en Waikiki, una elección fácil, dado que el lugar estaba ubicad frente a la casa de la playa de la reina Liliuokalani. [Isaac Hart, abuelo de Dudie y de mi bisabuela, Adela, fue el arquitecto que diseñó el Iolani Palace original].

Edward Dudie Miller, hermano de mi bisabuela, Adela.

Las funciones oficiales del sistema de beachboys en Waikiki -que les brindaban a los turistas una experiencia segura; pero emocionante del océano- mantenía limpias las playas y permitía que los beachboys actuaran como embajadores casuales frente al mar. Ese sistema fue, en gran parte, inventado por la Moana Bath House, dirigida por la pandilla de Dudie. Cuando Miller murió en 1935, a la edad de 49 años, sus amigos playeros hicieron una enorme tabla de surf con flores de jengibre blanco y la colocaron junto a su tumba.

Gracias a Luis Andrés Schwartz por el texto y las fotos.


15
Jun 22

Confirmado que soy sato

 

Uno de mis hermanos, mi hermana y uno de mis sobrinos mandaron a hacer el análisis de su ADN para conocer cuál es su origen a lo largo de las migraciones de nuestros antepasados. Voy a suponer que mi origen es igual, o muy parecido al de mis hermanos y el resultado confirma lo que ya se sabía: soy sato.

El Amarillo. Foto por Raúl Contreras.

La parte indígena seguramente se debe a mis ancestros en Quetzaltenango y Cobán, mi tatarabuela, Joaquina, por ejemplo; y la parte polinesia a mi tatarabuela Minnie que era hawaiiana.

Porcentajes por orígen geográfico, resumen. Gustavo Guisela Promedio
Asiático 4 1 2.5
Polinesio 4 4 4
Africano 10 5 7.5
Indígena 27 27 27
Europeo 58 63 60
Porcentajes por origen geográfico, detalle
Lejano oriente 0.5
Asia central 0.5
Asia occidental 1
Oriente medio 1 1
Total asiático 4 1  
Norte de África 6 1
Subsahariano 4 4
Total africano 10 5  
Total polinesio 4 4  
Yucatán 26
México 1
Total indígena 27 27  
Italia/Grecia 19
Europa occidental 14 10
España/Portugal 11 45
Vasco 4
Judío asquenazi/europeo 7 2
Finlandia/Rusia del noroeste 4
Irlanda 3
Noruega 1
Cerdeña 1
Total de Europa 58 63  

 


12
May 22

“King Richard”, una peli para conversar en familia

 

Entre la basura victimista y woke que suele uno encontrar en la tele de cuando en cuando aparece algo que merece la atención como una peli motivadora e inspiradora, tal es el caso de King Richard, que lleva el nombre del padre y entrenador de las estrellas del tenis Serena y Venus Williams.

Aparte de que es una buena historia bien contada y de que algún experto podría estar de acuerdo, o no con los métodos particulares de Richard Williams, esta peli ilustra la importancia de tener un propósito en tu vida, la importancia de establecer una pirámide de valores que sea tuya y la de que la racionalidad, la honestidad y le independencia, así como el orgullo sean las virtudes mediante las cuales obtengas y conserves tus valores.

De acuerdo con la ética objetivista, que es una ética prudencial:

El propósito es el valor fundamental que sirve como guía, o faro para integrar la jerarquía de tus otros valores; y el orgullo es el resultado de alcanzar el propósito.

La honestidad es la virtud de no falsear la realidad y nunca buscar, ni conceder lo inmerecido.

La independencia es aceptar la responsabilidad personal de realizar uno sus propios juicios y vivir de acuerdo con ellos.

La lista podría seguir y encontrarás esas y otras virtudes en la vida de la familia Williams; de la cual Oracene Williams es una persona clave y que es brillantemente interpretada por Aunjanue Ellis.

A mí me encantó la peli y sospecho que no tiene mejores calificaciones en parte por los prejuicios contra Will Smith después de lo que ocurrió durante los premios Oscar; y porque la película no responde a los cánones, ni a los estereotipos que están de moda en Hollywood, en Netflix, en Disney y en otros ambientes que rechazan los valores y las virtudes que muestra la peli.

Entre mis citas favoritas se cuentan:

The most strongest, the most powerful, the most dangerous creature on this whole earth is a woman who knows how to think. Ain’t nothing she can’t do, de Richard Williams porque tiene que ver con la virtud de la independencia y claro, se aplica tanto para hombres, como para mujeres.

Unlike you, I don’t need the world to tell me I’m great, de Oreacene Williams porque tiene que ver con la virtud del orgullo.  El orgullo, claro, no debe ser confundido con la soberbia.

También la cita que ilustra esta entrada: Nothing is free, somebody pays for it, de Richad Williamos.  La clásica There is no such thing as a free lunch, que ilustra la virtud de la honestidad.

Si buscas una peli para conversar en familia, o para compartir en clase, no dejes de ver esta.


17
Jun 21

¡Hoy es el Día del padre!

 

Mi padre -Luis- era un personaje divertido y alegre.  Generoso. Era un buen hombre y es una lástima que haya muerto antes de conocer a sus nietos y antes de ver que sus hijos y sus familias crecimos y somos  felices.  A veces… hasta extraño las discusiones que teníamos. No, eso no.

Un ejemplo de su espíritu juguetón era el juego de buscar el tesoro que armaba ya fuera cuando El ratón nos dejaba dinero a cambio de dientes, a mis hermanos y a mí; o cuando cumplíamos años.  Las fotos que acompañan esta entrada son muestras de uno de esos juegos.  Este fue en una ocasión en la que fui a pasar mi cumpleaños a Panajachel.  Al volver me estaban esperando en casa no con un regalo, sino con un sobre que contenía la primera instrucción: Happy Birthday Luisito, busque debajo de su almohada.

Haz clic en la foto para ver el resto del juego.

Luego de eso se desataba el recorrido por toda la casa en el cual yo (o cualquiera de mis hermanos) iba siguiendo las instrucciones y las pistas, y mis padres y los demás iban (o íbamos) detrás divirtiéndose como micos y emocionados por el misterio y la emoción.

A la primera instrucción seguía otras:

Manix tiene sorpresa, papás, Hnos, Nacho y Manix, etc. etc. etc.  Manix era uno de los perros de la casa y Nacho -era un gallo que nos habían regalado; ya sabes: Nacho, el gallo más macho.  Y la siguiente pista estaba en el collar de Manix.

Yu ju. Busque dentro de la caja de juegos de cuero.  Esa una caja con dados, barajas que había sido de mi bisabuela.

Dentro del congelador de la hielera hay ALGO.

ALGO tenía que encontrar, busque en el limonar del patio de enfrente.

Aquí como hiede, se orinó Manix, busque debajo de la almohada Nona.  Nona es mi madre y ese era uno de sus apodos…tiene varios.

Buscar capítulo XXVII Libro 1 de los Paralipómenos…y uno tenía que averiguar qué jodidos era Paralipómenos…antes de Google.

Me gustan las toronjas.  Busque.  Allí sí verá algo.

Verdad que yáatengo toronjas? Busque debajo de la almohada de papito.  Él era papito, claro.

Busque en la maceta de la flor de pascua.

Busque en horno de el comedor.

Te toca ir a la almohada de Guisela.  Guisela es mi hermana.

Dele un beso a La Chuchis, linda.  Ya casi, casi.  La Chuchis era Guisela…y habia que darle un beso.

Dale un beso a La Nona, y ya casi casi. Beto.  Beto era yo, por Alberto.  Me tenia varios apodos: Beto, Beto el recluta, Fray Junípero, Lalo, y algún otro que no recuerdo.

Ahora no recuerdo qué era el regalo.  Lo importante era el juego, el ambiente que se armaba, el cariño que se recibía.  El alboroto familiar.  Es una dicha que haya guardado los papelitos del juego porque en ellos estaba la clave de todo…  Estos son sencillos; pero otros eran más complejos e incluían dibujos: Un perico siendo perseguido por Simón, o por Manix, por ejemplo.

¡Feliz Día del padre a los papás que leen este espacio!


25
May 21

“I Know This Much Is True”, miniserie que te recomiendo

 

I Know This Much is True es una historia de traición, compromiso y perdón; una historia sobre relaciones familiares complejas (¡Uy, muy complejas) y -desde una perspectiva que me interesa últimamente- del rol del gobierno y de los hospitales psiquiátricos en el tratamiento de personas con trastornos graves.

La miniserie cuenta la historia de  los gemelos idénticos Dominick y Thomas Birdsey.  Este ultimo sufre de esquizofrenia paranoide. Con medicamentos, Thomas puede vivir su vida en relativa paz y e incluso trabaja en un puesto de café en una institución para personas que sufren trastornos psiquiátricos; pero ocasionalmente tiene episodios graves. En un acto de expiación, Thomas se corta la mano en una biblioteca pública, y a partir de ahí Dominick hace esfuerzos para liberarlo de lo que sabe que es un hospital inadecuado y deprimente para enfermos mentales peligrosos.  La historia es un ir y venir en la vida de los gemelos, en la de su madre, su abuelo y su padrastro. Prepárate que es una historia fuerte, llena de sistemas de creencias y patrones de crianza perturbadores.

Nuestro sistema de creencias es lo que opinamos sobre nosotros mismos, sobre los demás y sobre la vida; y por supuesto que pueden ser racionales, o irracionales en distintas medidas. Los patrones de crianza son aprendizajes que recibimos de nuestros padres, o encargados, de ahí aprendemos valores, normas de conducta, reglas, límites, aspectos positivos, así como aspectos negativos. Tienen mucho que ver con nuestro sentido de vida.

I Know This Much Is True me llevó a los trabajos del psiquiatra Thomas Szasz.  El doctor Szasz sostenia que los hospitales mentales son como prisiones, abordó el tema de la libertad y la necesidad de cuestionar la naturaleza potencialmente coercitiva inherente a la psicoterapia y la psicofarmacología. No estaba contra la psiquiatría, sino que se oponía a la psiquiatría coercitiva. Era un oponente acérrimo de la institucionalización involuntaria y del tratamiento psiquiátrico involuntario, pero practicaba la psiquiatría y la psicoterapia entre adultos que consentían los tratamientos. Argumentó que el control sobre la muerte, o el derecho a suicidarse, es un derecho humano como el control de la natalidad. Sin embargo, estaba en contra de la eutanasia por parte del estado.

Incluso pregunté en voz alta si el Estado podía escuchar…el estado del paciente debería importar más que el deseo de buena publicidad del Estado, le dice la trabajadora social Lisa Sheffer a Dominick en una escena.

El doctor Szasz vino a Guatemala para recibir un doctorado honoris causa de la Universidad Francisco Marroquin.  La última vez que supe Szasz fue en 2012, poco antes de su muerte, cuando yo andaba con Ethan Nadelmann en La Antigua y esta llamó a aquel para contarle que estaba en Guatemala y en la UFM; y a Szasz le dio mucho gusto.

De vuelta a la miniserie, la doble actuación Mark Ruffalo, que interpreta a Dominick y a Thomas es de quitarse el sombrero; igual que la dirección de Wally Lamb.


18
May 21

“La diosa fortuna”, peli que te recomiendo

 

¿Sabes quién cuidaría de tus hijos si llegaras a faltar y por qué?  Si alguien te pidiera que cuides a sus hijos cuando esa persona muera, ¿aceptarías, o no? ¿Por qué? Aquellos son algunos de los temas que aborda la película italiana La diosa fortuna, que te recomiendo.

La foto la tomé de Facebook.

La peli también explora las relaciones de pareja y de amistad en la modernidad.  Explora el contraste entre las nuevas formas y las tradicionales.  A los estudiosos de la filosofía social de Friedrich A. Hayek  y de la psicología no les van a ser ajenos los roles de la evolución de las ideas y las instituciones, como tampoco le van a ser ajenos los roles de los sistemas de creencias y los patrones de crianza en la acción humana.  A simple vista parece una comedia de enredos; pero tiene diálogos que invitan a explorar ideas y posibilidades.  Tiene momentos encantadores de ternura y este es mi favorito: La Diosa Fortuna tiene un secreto, un truco mágico. ¿Cómo haces para que la persona a la que quieres se quede contigo para siempre? Tienes que mirarla fijamente, robar su imagen y cerrar fuerte los ojos. De esta forma va directa a tu corazón y desde ese momento, siempre permanecerá contigo.

…y tiene buena música, también.

La peli está en HBO, por cierto.