16
Mar 12

Propuesta antitráfico

La PMT de Fraijanes les pidió a los colegios que se encuentran en esa área que retrasen su hora de entrada de 8:00 a 8:30 a.m. para aliviar el tráfico, ya que por ahí circulan más de 25 mil vehículos diarios. Y la iniciativa no fue bien recibida.

Las quejas por el tráfico demandan una solución, o una variedad de soluciones. Frente a la presión, los políticos se sentirán tentados a hacer algo; y ese algo puede ser pan con lo mismo, o puede ser una solución.

El tema coincide con que hará un año que desayuné y compartí un taxi con Gabriel Roth, editor de Street Smart, una obra fundamental para entender el transporte como elemento crucial para el bienestar económico y social. La obra de Gabriel sostiene que muchos de los problemas que hay en calles y carreteras –a causa del congestionamiento, altos costos, corrupción y mal mantenimiento, por citar algunos– pueden ser solucionados mediante la aplicación de los mismos principios que mejoraron significativamente los servicios de telecomunicaciones. Y como los chapines tenemos tan buena experiencia con las telecomunicaciones, es oportuno ponerle atención a las sugerencias de Gabriel, antes de que a alguien se le ocurra hacer lo mismo de siempre y esperar resultados distintos.

Los métodos electrónicos de cobro permiten el uso pagado de calles y carreteras, sin necesidad de cabinas y sin que los vehículos tengan que detenerse. ¿Por qué no aprovecharlos para aliviar los congestionamientos, como en Singapur?
Quizás, en vez de pedirles a los padres que cambien sus horarios, u obligarlos a hacerlo, lo razonable sea que el uso de las calles y carreteras tenga distintos precios. Un precio para circular a las 8:00 y uno menor para circular a las 8:30. De esa forma, el uso de la calle, o carretera tendría un costo que los usuarios podrían comparar con otros costos mediante un precio.

Calles y carreteras normalmente son citadas como ejemplos de bienes públicos que solo deberían ser provistos por los políticos y sus funcionarios; pero esto es falso. En los siglos XVIII y XIX miles de carreteras eran privadas y actualmente, en EE.UU., Canadá, el Reino Unido y Suecia, las carreteras privadas están de vuelta con mejor desempeño, costos bajos, mejor información, competencia y sin interferencia política.

Columna publicada en El Periódico.


09
Sep 11

…y todos los imprudentes salieron a manejar

Ayer, en cuestión de pocos metros me topé con dos ejemplos del tipo de actitudes que estropean el tráfico y ponen en peligro las vidas de los demás.  La señora que conducía el primer vehículo, uno agrícola y grande, estaba tratando de maniobrar su auto, como si fuera un cabezal, sacándolo en plena 20 calle de la zona 10, a las 5:00 p.m. en la mera hora del tráfico, y mi ciela tratgaba de hacer esa maniobra mientras hablaba por medio de su teléfono móvil.

El personaje del segundo vehículo trataba de atravesarse por el Boulevar Los Prócres por donde no se debe.   Y para eso no le importó que se formara una fila innecesaria detrás de él y que tuviera que lanzarse contra los autos que iban hacia el Levante.

La mara no le atina, digo yo.


07
Sep 10

El tránsito hacia la carretera a El Salvador

Así está el tránsito en la 20 calle de la zona 10, porque hubo un derrumbe a la altura del kilómetro 12 de la carretera a El Salvador. Usted haga cuentas si le conviene agarrar camino.

26
Oct 08

Hace falta un área de estacionamiento

El paso a desnivel 15 de septiembre, ubicado frente a Las Margaritas, ha resultado muy útil y práctico aunque uno pueda discutir algunos aspectos de su diseño.

Uno de estos aspectos es que, en el carril que sale de la calle del Instituto La Asunción hacia el norte -y que es necesario tomar para retornar sobre la Calle Real de la Villa- no hay espacio para que la gente que viene a dejar o a recoger personas a Las Margaritas pueda estacionar su automóvil durante unos segundos sin obstaculizar el citado carril.

Los automóviles se estacionan en el carril derecho y obligan a los que salen de La Asunción a hacerse a la izquierda con lo que, a su vez, obstaculizan a los que vienen del Sur, por la Calle Real, y van a bajar por el túnel hacia la Décima calle.

Todo eso, por supuesto le resta fluidez al tránsito.


04
Jun 08

Hoyo peligroso

Anoche, en plenos aguaceros, tuve que circular por la Calzada San Juan, de la Ciudad de Guatemala; y a la altura de la 35 calle, en el carril que viene de San Juan, hay un agujero de miedo. Sólo en el momento en el que pasé había 4 automóviles con las llantas delanteras estropeadas. Y quién sabe si con el tren delantero echado a perder.

Daba entre rabia y angustia ver a la gente, bajo la lluvia, con la pena de resolver el daño causado por ese agujero. En medio de todo, algunas personas habían “señalizado” el hoyo mediante el uso de llantas; y otra persona agitaba una bandera roja para advertirles del peligro a los conductores.

La PMT brillaba por su ausencia.


08
May 08

Estado de prevención y crisis

La prohibición municipal de la ciudad de Guatemala, en el sentido de que los vehículos de transporte pesado no deben circular en esta urbe durante el día hizo crisis ayer. Lo más notorio fue le desabastecimiento de gasolina agravado con el pánico que, a lo largo del día, generó largas colas de vehículos en las gasolineras citadinas.

Esto es porque los transportistas se niegan a ingresar a la capital chapina y a movilizar los productos que acarrean. Como consecuencia, la administración socialdemócrata decretó un Estado de prevención.

Es cierto que la ciudad de Guatemala tiene un problema de tránsito; pero los dioses del Ayuntamiento están tratando de arreglarlo de la forma más ineficiente, arbitraria y populista posible.

Con la prohibición han decidido ignorar que las mercancías no se movilizan irracionalmente, ni al azár. El flujo de bienes responde a millones de decisiones dispersas que, de acuerdo con los recursos disponibles y las necesidades evidentes, son las que indican cuándo, dónde y por qué se mueven los camiones cargados.

Si esas decisiones se centralizan y se reglamentan de forma arbitraria (como se está haciendo), esto resultará en la asignación antieconómica de recursos y en sobrecostos que, a la larga, pagamos los consumidores. Por ejemplo: si un camion llega la ciudad de Guatemala a una hora X, normalmente ingresaría a su destino final y así se cumpliría su misión. En cambio, con los reglamentos municipales, si el camión llega a la capital a la hora X tendrá que esperar a que llegue el momento en el que el reglamento permita su ingreso; por lo que el camión, lo que lleva y el personal que va en él tendrán que aguardar en las afueras de la urbe. Es evidente que esto incrementará los costos de todo el proceso.

La Municipalidad actúa bajo el supuesto de que tiene que hacer algo para resolver el tráfico; y bajo la arrogancia de que sus expertos son capaces de ordenar mejor lo que aparentemente no tiene orden. Esa fatal arrogancia les evita buscar soluciones más creativas y evidentes. Les pasa con el Transmetro y les pasa en este tema.

El tráfico se aliviaría si el transporte público fuera confiable; pero nadie va a usar el transporte público si puede ser asaltado y asesinado en lo que camina de su casa a la parada, o mientras viaja en camioneta. Sin un mínimo de seguridad en las calles, todas las musarañas reglamentarias que diseñen e impongan los planificadores y los ingenieros, són sólo vanidad e ignorancia de la peor.

Mientras el uso de las calles no tenga un costo, y mientras que este costo no refleje el valor, nadie va a usar ese recurso con prudencia y con criterio económico. La gente economiza gasolina porque su costo indica que es un recurso valioso; de esa forma, la gente economizaría el uso de las calles, si ese supiera que ese es un recurso valioso, por escaso.

Este problema no se va a resolver si las autoridades parten de premisas equivocadas; y sólo va a empeorar si con sus soluciones, los políticos y sus técnicos obligan a las personas a tomar decisiones antieconómicas, y por la fuerza.

Finalmente, muy machita se vió la administración al imponer el estado de prevención; pero…¿por qué no les aplican la ley por igual a todos? ¿Por qué al magisterio no? Lo que me recuerda aquel dicho de que: Para mis amigos, lo que quieran; y para mis enemigos, la ley.


18
Abr 08

Gracias PMT

Todos los días, en la 10a. avenida de la zona 10, autobuseros del transporte colectivo extraurbano se dejan ir contra la vía -a toda velocidad- y ponen en peligro la vida de los que circulan por ahí.

Ayer en la tarde, dos policías municipales de tránsito se apostaron y cazaron a varios infractores. Hoy, dentro de un rato y por ser viernes, seguramente será bueno el operativo que ojalá que monte la PMT.

Los policias de ayer fueron un éxito y una vecina del área les dijo “los esperamos mañana”, en tanto que otros aplaudian el necesario destacamento. Sólo un picop se les escapó. Cuando su conductor vio a los PMT se metió en una calle, aceleró y se atravesó el tráfico denso de la 11 avenida, con rumbo a la Diagonal 6.


13
Abr 08

Camioneteros abusadores y patanes II

Este es otro ejemplo evidente de cómo los autobuseros circulan contra la vía en las calles de la zona 10. Especialmente los viernes, los camioneteros ponen en peligro la vida de los que circulan por el área de la 10a. avenida. Si la PMT pusiera un destacamento para agarrarlos, haría suficiente plata como para subsidiar al Transmetro que pierde plata en canastos.


06
Abr 08

Se enseña con el ejemplo

Hace poco comentaba lo abusadores e irrespetuosos que son los pilotos de autobuses que circulan contra la vía en la ciudad de Guatemala y ponen en peligro la vida de los que circulamos como debe ser.

Luego, el martes pasado, me topé con la caravana presidencial. Cuando Alvaro Colom (el presdiente de la administración socialdemócrata) y Eduardo Meyer (el presidente del Congreso) iban para la reunión de la Sociedad Interamericana de Prensa, pasaron haciendo a un lado a los que circulabamos por la 14 calle de las zonas 9 y 10.

Como los caminoneteros en sus poderosos buses, la caravana presidencial se echó contra los conductores y con la prepotencia que caracteriza a los que viven del poder nos hizo a un lado. Todavía me dio tiempo de tomarle foto a uno de los vehículos; y me pregunto, ¿cómo es que los camioneteros no van a ser unos patenes, si sus líderes actúan de igual forma?

En anteriores ocasiones, otros Presidentes no han recurrido a esas caravanas infernales para desplazarse por la ciudad; de modo que a lo mejor tiene que ver con la personalidad del Mandatario.


01
Abr 08

Camioneteros abusadores y patanes

Es frecuente que, por la calle donde circulo para llegar a mi casa, los conductores de todo tipo de vehículos transiten contra la vía. Eso pone en peligro la vida y la integridad de os que circulamos correctamente. Hoy, el conductor de esta camioneta se me dejó ir con todo el peso de su vehículo;pero me dio tiempo de tomarle la foto.

Aveces, la Policía Municipal de Tránsito se apuesta en esa vía y en sus inmediaciones y hace platales poníendoles multa a los abusadores que se meten contra la vía.

Lástima que hoy no estaban, porque hubieran hecho una fortuna con la cantidad de automóviles y camionetas que circularon por ahí como este piloto.