13
Feb 17

El volcán Pacaya en actividad

170213-volcan-pacaya-luis-figueroa

Así se ve la actividad del volcán Pacaya desde mi balcón en la ciudad de Guatemala. Normalmente las actividades de Pacaya son menos visibles, desde aquí, que las de Fuego y últimamente este ha estado más activo que aquel.  Hoy, que es una noche clara, podemos apreciar muy bien a este coloso que está localizado a 47 kilómetros al sur de esta ciudad.

En mayo de 2010 las cenizas y arena de Pacaya cubrieron la ciudad de Guatemala.


01
Feb 17

Impresionante el volcán de Fuego

170130-volcanes-luis-figueroa-2

Ayer temprano se lucieron el volcán de Fuego y el amanecer.  La nube de cenizas y arena que expelío el coloso fue iluminada con las luces y colores del alba; pero no sólo eso.  Como esas emanaciones suelen componerse de vapor y arena, entre otras cosas, en esta foto se puede ver cómo cae la arena desde las alturas.  Una lluvia muy perjudicial para las siembras, pero que ofrece un espectáculo maravilloso.

El volcán de Fuego es uno de los cuatro que están junto a la ciudad de Guatemala.  En la foto vemos al volcán de Agua, al de Fuego y al Acatenango, con sus dos picos.   Falta el volcán Pacaya que esta lejos de estos, más hacia el sur que está a la izquierda.

Hoy en la mañana hubo actividad también, y el volcán de Fuego lanzó una columna colosal que capté y puedes ver en Periscope.


14
Ene 17

La tragedia en Acatenango

volcanes-luis-figueroa

El fin de semana pasado falleció, en el volcán Acatenango, Lucía Sánchez a quien tuve la dicha de terner como estudiante en un curso de Improvisación; y también fallecieron cinco personas más, cuatro de ellas muy jóvenes igual que Lucía.

Luego del shock y de la tristeza primera que uno siente al enterarse de una tragedia como aquella, lo que me vino a la mente fue el siguiente párrafo:

La naturaleza no decide; simplemente es; el hombre no decide en cuestiones de conocimiento, simplemente observa lo que es. Cuando se trata de aplicar su conocimiento, el hombre decide lo que elige hacer, según lo que ha aprendido, recordando que el principio básico de la acción racional en todos los aspectos de la existencia humana, es: “La naturaleza, a ser gobernada, debe ser obedecida”. Esto significa que el hombre no crea la realidad y sólo puede lograr sus valores si toma sus decisiones en consonancia con los hechos de la realidad.  Who is the final authority in ethics?, por Ayn Rand.

El párrafo es atinado porque -ante la usual presión popular en el sentido de que hay que hacer algo para evitar que haya más hechos trágicos como el citado- hay autoridades que pretenden ejercer un control sobre el ascenso al Acatenango y que, por lo pronto, han lilmitado el acceso a ese volcán.  Un diputado quiere hacer una ley para estas cosas.

Hay una creencia generalizada, no solo en este caso, sino en otros simlares, de que la regulación y los controles pueden evitar todo el sufrimiento y garantizar la seguridad…a pesar de la evidencia en contra.  ¿Quiéres un ejemplo? Todos los controles, las regulaciones y las burocrácias que hay para garantizar la seguridad del transporte colectivo extraurbano no impiden los busazos en los que mueren docenas y docenas de personas cada año. ¿Otro ejemplo? Todos los controles y regulaciones, todas las burocracias que hay para garantizar la seguridad de los expendios de gas y de los cilindros de gas no impiden la existencia de expendios clandestinos, ni el despacho en cilindros defectuosos, ni la explosiones.

Cuando las autoridades (o sea la burocracia y los políticos) tomen el control del acceso al volcán Acatenango (¿y por qué no al de otros volcanes y lugares de aventuras?), ¿cuántos formularios va a haber que llenar? ¿Qué requisitos de equipo, de salud y otros habrá que satisfacer? ¿Cuánto será suficiente? ¿Cuánto será insuficiente? ¿Quiénes llevarán los controles y quiénes decidirán cuándo son satisfechos? ¿En qué momento? ¿Quién autorizará a los guías, con qué criterios?…¿A qué costos, legales e ilegales, va a ocurrir todo aquello?

Acabo de estar enmontado en Alta Verapaz y entre otras actividades hice tubbing en el río Cahabón.  Con lo cleto que soy…¿alguna autoridad debería haber ejercido control sobre esa aventura mía? Cuando yo estudiaba en la University of Maryland y salía de mi apartemento para ir a pasear -pero más cuando salía a parrandear- siempre dejaba un papel con una indicación de los sitios a los que iba, y de con quiénes iba.  Me parecía que eso era prudente en caso de que algo me ocurriera.  Quizás sea prudente, también, que cuando uno vaya a un volcán le avise a alguien por dónde va, cuánto tiempo va a estar ahí y con quienes va.  Un registro así suena razonable; pero, ¿controles políticos y burocráticos para garantizar al seguridad de los aventureros? Yo lo pensaría dos, tres y cuatro veces para luego descartarlos.

El reconocimiento de que la naturaleza, para ser gobernada, debe ser obedecida; y una bena dósis de objetividad y de responsabilidad individual deberían ser las precondiciones de toda aventura como la de subir un volcán, y esas cosas.  Aún así, si se hicieran todas las previsiones razonables…¡siempre están las posibilidades de imprevistos y del clima desfavorable sorpresivo!

Dicho lo anterior  y salvando las distancias porque subir un volcán chapín no es lo mismo que escalar el Everest (¿Está claro?); no siento simpatía alguna por hobbies, deportes, aficiones, competencias, ambiciones, o sueños que ponen en riesgo las vidas de terceros con el propósito de que los practicantes alcancen sus objetivos; y tampoco por aquellas que colectivizan las consecuencias de las malas decisiones de los practicantes.  Dos escenas de la película  Everest son ejemplos de lo que digo: La primera es la escena en la que Rob muere como consecuencia de que tuvo que regresar para que Doug pudiera cumplir su sueño, a sabiéndas de que Doug ya no estaba en capacidad de hacerlo y a sabiéndas de que estaban atrasados y venía una tormenta; y la escena en la que para rescatar a Beck casi se matan dos soldados nepalíes y se usa un helicóptero posiblemente pagado por tributarios de aquel país (que como se sabe no son el pueblo más próspero de la Tierra).

Mi punto es que ninguna regulación, ningún control y ninguna autoridad política y burocrática sustituye a la responsabilidad individual, a la razón, a la prudencia a la objetividad y al hecho de que la naturaleza, para ser gobernada debe ser obedecida.

Mientras tanto, lamento mucho la muerte de Lucía y de sus compañeros de infortunio. Ella era una estudiante ejemplar valorada por sus compañeros y sus profesores.  Era un gusto tenerla en clase y era miembro del equipo de estudiantes anfitriones de la Universidad Francisco Marroquín.  Mis respetos para su familia y para sus amigos y compañeros.

En la foto, los volcanes de Agua, de Fuego (en actividad) y Acatenango (con sus dos picos).


29
Oct 16

El volcán de Fuego, Venus, Saturno y Antares

161029-volcan-de-fuego-venus-luis-figueroa

El volcán de Fuego se lució hoy por triple partida.  Primero porque expulsó lava y cenizas; luego porque lo hizo justo al atarceder cuando el cielo está encendido con los celajes tradicionales de noviembre; y finalmente porque fue acompañado por Venus, Saturno y Antares.  Aquí puedes ver mi transmisión en Periscope.

161029-volcan-de-fuego-atardecer-luis-figueroa

 


27
Sep 16

Impresionante erupción el volcán de Fuego

160927-volcan-de-fuego

Un espectáculo bello e impresionante está ofreciendo el volcán de Fuego y así lo veo desde mi balcón.  Por la ladera se ven dos ríos de lava y la columna de material ígneo sube hacia las alturas.

Aquí puedes ver la transmisión que hice en Periscope.

Si eres visitante frecuente de este espacio sabes que en Guatemala hay 37 volcanes y que 3 de ellos está activos; así como que el país está en el cinturón de fuego del Pacífico.

Foto por Así es la vida.


29
Jul 16

El volcán de Fuego en Periscope

periscope-volcan-de-fuego-luis-figueroa

Haz clic en la imagen para ver la transmisión, via Twitter…anque no tengas Periscope.

Yo que me levanto, voy a mi balcón y me encuentro con la columna de cenizas más espectacular que haya visto saliendo del Volcán de Fuego.  ¡Que forma más apropiada para empezar el día del fin del mundo! y que bueno que este magno evento empezó así poquito a poco porque hoy también era el primer día de mi clase de Etica de la libertad, que estuvo muy bueno.

Esta ocasión también fue perfecta para hacer mi primera transmisión en Periscope de algo verdaderamente noticioso y asombroso.   Todavía estoy algo cleto con la App; pero ahí voy.  Guatemala está localizada en el cinturón de fuego del Pacífico y aquí tenemos 37 volcanes; tres de los cuales están en actividad.  El día se oscureció en Yepocapa a causa de las cenizas.

Por cierto, mi hermano, Gustavo, compartió el horario de las actividades programadas para hoy y se los dejo abajo.

13891976_10154362365056499_7655000348139831579_n


12
Jul 16

“Bomba” del volcán Santiaguito

bomba-volcan-santiaguito-luis-figueroa

Esta es una bomba del volcán Santiaguito en Guatemala.  Los volcanes activos lanzan distintos calibres de materiales. Cuando las partículas son pequeñas suele llamárseles cenizas, o arena y cuando son tetuntes se les llama bloques. Las bombas son más grandes que arena y más pequeñas que bloques. La de la foto es una que tiene el tamaño de dos pelotas de beisbol, poco más o menos.

Puedes ver, aquí, una conversación que tuve con Sam al respecto.

Está rajada porque cuando es expelida del volcán, hacia el cielo, sale incandescente y lo primero que se enfría es la parte de afuera; en tanto que la parte de adentro permanece caliente y produciendo gases.  Al tratar de salir, esos gases formal las grietas.

La bomba me la mostró mi cuate, el vulcanólogo admirabilis Sam Bonis.


02
Jul 16

Foto de Luisfi en Prensa Libre

luis-figueroa-prensa-libre-instagram

Los seguidores del diario guatemalteco, Prensa Libre, en Instagram, reconocieron una de mis fotografías entre las cinco favoritas del 25 de junio pasado.  ¡Gracias! Es una foto muy chula de los volcanes Agua, Fuego y Acatenengo, iluminados por la luz del alba. Esos tres volcanes, igual que el Pacaya, pueden ser vistos desde la ciudad de Guatemala y la foto la tomé desde mi balcón.

Todas las mañanas salgo al balcón con la esperanza de encontrar vistas como la de la foto; y de ver a algunos de los pájaros que habitan el bosque de mi vecino.  Aquella mañana tuve la suerte de llegar en el momento en que la luz bañaba los volcanes con matices impresionantes y en el momento en que el volcán de Fuego arrojaba cenizas.

Los volcanes de Fuego y Pacaya están activos; igual que el Santiaguito; pero este último está en el Occidente, más cerca de la ciudad de Quetzaltenango.  En Guatemala hay 37 volcanes.

Los otros instagramers que llamaron la atención de los lectores aquel día fueron: @esbingarciapl, @edwinbercian, @pauloraquec, y @blessx7.


01
Mar 16

El volcán de Fuego está feroz

160301-volcan-de-fuego-2-luis-figueroa

Un espectáculo de fuego está ofreciendo…¿qué si no el volcán de Fuego?  Desde anoche está arrojando lava y hoy en la mañana tanto él como el volcán de Pacaya estaban en actividad.

El Guatemala hay unos 37 volcanes y son parte del cinturón del Pacífico y tres de ellos están activos: Santiaguito, Pacaya y Fuego.  En el país convergen tres placas tectónicas y no en balde se dice que es uno de los lugares geológicamente más interesantes del mundo.  Esta es la cuarta erupción de 2016 y según el Insivumeh una de las columnas de ceniza alcanzó los 6,000 metros sobre el nivel del mar; el coloso arrojó flujos de lava de unos tres kilómetros de longitud.

La foto es desde mi balcón y abajo se aprecian las luces de la ciudad de Guatemala. Arriba la columna ígnea que sale del volcán y a su izquierda se ve correr la lava.

Abajo una conversaciòn que tuve, sobre volcanes, con el geólogo extraordinaire, Sam Bonis.

Imagen de previsualización de YouTube

10
Feb 16

Volcán de Fuego desde mi balcón

160209-volcan-de-fuego-luis-figueroa

Anoche vimos así la erupción del volcán de Fuego.  A simple vista se veían las columnas incandescentes; y con los binoculares uno puede ver detalles de las explosiones de lava. Se ven, como chispas, los fragmentos de material ígneo.

Es un espectáculo sobrecogedor que uno es afortunado de ver a la distancia.  De lejos se ven los toros, diría mi abuela Juanita; y como escribió mi cuata, Loren Lemus, desde La Antigua: Tumba que retetumba la tumba tumba… como es fiesta de carnaval, el volcán de fuego ha decidido deleitarnos con su cumbia de la tierra.

De paso el volcán Santiaguito también ha estado violento en esta semana.

Si quieres saber más de los volcanes de Guatemala te recomiendo esta conversación con el vulcanólogo extraordinaire, Sam Bonis.

Imagen de previsualización de YouTube