10
Mar 17

No olvidemos la reforma electoral

elecciones-luis-figueroa-carpe-diem

Escucha el podcast aquí.

¿Cómo pudiéramos subrayar el hecho de que la reforma electoral es más que urgente? Esto es porque dicha reforma está íntimamente relacionada con el procedimiento para elegir a quienes les entregamos el poder; y el poder tiene que ver con la facultad de imponer mandatos.  El poder tiene que ver con el gobierno y ya sabes lo que dijo George Washington acerca de eso: El gobierno no es una razón, tampoco es elocuencia, es fuerza. Opera como el fuego; es un sirviente peligroso y un amo temible.

Por eso es importante meditar bien y aprobar buenas reformas a la ley electoral.  Actualmente se discute una nueva propuesta; una que plantea la votación nominal para diputados.  Los mandantes deberíamos tener la posibilidad (y atender la necesidad) de conocer por quiénes votamos exactamente.  Esto facilitaría la vinculación entre el mandante y el mandatario, propia de una república sana.

Otro de los puntos importantes de la reforma es la creación de distritos electorales pequeños.  Esta propuesta también busca acercar a los mandantes y a los mandatarios de modo que la responsabilidad y la accountability de estos últimos sea más inmediata.

Es una lástima que se conserven los listados nacionales.  Tradicionalmente, esos espacios han servido para llevar al congreso a dirigentes nacionales de los partidos, sin liderazgo alguno; y a financistas y otros patrocinadores igualmente irrelevantes para los mandantes.

Desde 1985 los mal llamados partidos políticos han demostrado que no son más que maquinarias o roscas, diseñadas para conseguirles el boleto electoral a sus propietarios. Lejos están de ser las plataformas ideológicas y programáticas que sirven de intermediarios entre mandantes y mandatarios, como los describen los libros.  Por eso es bueno que los comités cívicos puedan competir con ellos en materia de la presentación de candidatos a diputados distritales.

No soy fan de la multiplicación de juntas electorales porque recuerdo –de los años 70– historias de cómo se hacían los fraudes en las juntas remotas.  Como se huye de la plaga, las reformas deberían huir de las cuotas.

¿Qué sabes de la reforma electoral?

Columna publicada en elPeriódico.


08
Mar 17

Tragedia en hogar estatal seguro

captura-de-pantalla-2017-03-08-18-57-33

Escucha el podcast aquí.

El 14 de julio de 1960 mi madre estaba horrorizada y angustiada porque, desde la Avenida Elena, fue testigo del incendio del viejo hospital neuropsiquiátrico de la ciudad de Guatemala, conocido como El manicomio.  En esa tragedia espantosa murieron más de 200 personas. Mi madre dice que nunca va a olvidar los gritos y el olor de aquel infierno.

De aquella tragedia me acordé cuando empecé a ver, en redes sociales, la  noticia sobre el incendio en el Hogar seguro virgen de la asunción (¿Hay un nombre más irónico que ese?) en el que murieron al menos 19 niñas y 38 resultaron heridas; 17 de las fallecidas fue por quemaduras.

¿A alguien le sorprende que las menores  intentaran protestar por los abusos sexuales y físicos que sufren en en ese hogar que administran políticos y burócratas?  Los abusos no son cosa nueva.

Uno de los jóvenes que salió del lugar les contó a periodistas que las niñas fallecidas estaban encerradas en una escuela bajo llave, después de una revuelta que se organizó ayer, cuando 40 muchachos intentaron escapar, y que luego fueron reubicados. Según las primeras informaciones, el fuego fue originado por las niñas en unos colchones….pero habrá que ver los resultados de una investigación.

¿Quiénes estaban en el Hogar seguro virgen de la asunción? Más de 800 menores en un sitio diseñado para 400.  El lugar atendía a niños y adolescentes de 0 a 18 años que han sido víctimas de violencia física, psicológica y sexual. En el lugar se encuentran menores abandonados, niñez en situación de calle o con alguna problemática adictiva.  Algunos de los jóvenes que están en ese lugar han sido víctimas de explotación sexual, laboral y adopciones irregulares. El Hogar seguro virgen de la asunción no es (¿o era?) un centro de reclusión para menores en conflicto con la ley; y los chicos y chicas que viven ahí son enviados a ese lugar por un juez con el fin de protegerlos. Esto dicen las autoridades; pero me cuesta tanto creerlo.  En todo caso, habrá que esperar los resultados de una investigación.

Esta tragedia -que es una tragedia de todos- llora sangre; porque los políticos y funcionarios hacinan niños para protegerlos, los exponen a abusos indecibles cuando no los cometen, bloquean las adopciones y como en otros asuntos que están a su cargo (como la educación y la salud de los más pobres, o las prisiones), se pierden vidas humanas. ¡Pero hay gentes que reciben sueldos para esto!, sueldos pagados con el dinero quitado a los tributarios.  No desde hace un año, ni desde hace dos, sino desde…seguramente desde siempre.

1ec4d8fb-5271-425a-8725-cc92ce7799fc_749_499

Allá por 1974 visité varias veces el antiguo Hospital San Juan de Dios (el que se cayó por el terremoto de 1976) y secciones de ese lugar que daba miedo habían sido parte del viejo manicomio.  En algunas paredes, me explicaron mis padres, todavía se veían rastros del humo y el fuego que había matado a 200.  ¿Dónde quedarán las huellas de las 19 niñas muertas de hoy? ¿Qué clase de huellas quedarán en las 38 heridas? ¿Sanarán las huellas de los abusos? ¿Quiénes rendirán cuentas?

Actualización: el número de fallecidas subió a 40. 🙁

Foto 1 de elPeriódico; y foto 2 de Prensa Libre.


01
Abr 16

Las tragedias de Nahualá y Tecpán

160401-privilegios-transporte-luis-figueroa

Escucha el podcast aquí.

¡¿Cómo evitamos más tragedias como la de Nahualá y la de Tecpán?!  En cuestión de poco más o menos una semana, al menos 19 personas murieron y más de 60 resultaron heridas en accidentes que involucran autobuses del transporte colectivo.  Este tipo de accidentes suelen ocurrir por una combinación de peso excesivo (debido a la sobrecarga de los vehículos) y fallas en los frenos.

¿Cómo evitamos más tragedias de esas?

¡Hay que nacer una ley que regule el transporte colectivo extraurbano!  Ah, no, ya hay una ley. ¡Hay que establecer un ente que registre y controle a ese tipo de transporte! Ah, no, ya hay una dirección general para eso. ¡Que una policía especializada en carreteras los vigile! Ah, no, ya hay una. ¡Que a los pilotos se les exijan licencias profesionales! Ah, no, eso ya se hace. !Hay que estatizar el servicio! Ah, para que funcione tan bien como el Transurbano, o las escuelas estatizadas, o la salud estatizada. ¡Que el Ministerio de Trabajo supervise los sueldos de los pilotos! Ah, como si no se pudiera comprar a los supervisores de la misma manera en que se compra a otros burócratas.

…¿Entonces?

Hay que eliminarles los privilegios a los propietarios de rutas.  Políticos y burócratas, en connivencia con los propietarios de los buses, garantizan que nadie más que los privilegiados puedan prestar servicios de transporte.  Con una clientela cautiva y a salvo por las barreras, los propietarios no tienen incentivo alguno para darle mantenimiento a los buses, mejorar las condiciones de trabajo de los pilotos, ni competir para ganarse a la clientela.  Esta tiene su parte de responsabilidad porque al oponerse a que los precios del transporte sean reales, y al demandar precios políticos, le restan competitividad al transporte; y aquella fijación de precios es la excusa perfecta para que los propietarios justifiquen el mantenimiento de los monopolios.

El estatismo –materializado en el estado benefactor mercantilista- es la causa, no sólo de que este tipo de accidentes ocurran por las razones indicadas arriba; sino que es la causa de que el manto de la impunidad cubra a quienes deberían responder por ellos.

Columna publicada en elPeriódico.


09
Feb 16

La beatada contra la educación sexual

1240387_770360052988873_3412623706780578911_n

Puedes escuchar el podcast aquí.

La llamada ley de la juventud es una pieza de legislación específica y concreta, que crea privilegios y asignaciones presupuestarias a grupos de interés que se atribuyen la representación de los jóvenes.  Las normativas de este tipo minan la igualdad de todos ante la ley, que debería ser un principio republicano fundamental. ¡Sólo por eso! aquella legislación debería ser rechazada de plano, no sólo en el Congreso, sino por todos aquellos que entienden el valor de la erradicación de los privilegios.

Pero ahí está que no…y los únicos que han expresado su rechazo a aquellas normativas son los cachurecos, y por las razones equivocadas.  Los que se toman en serio aquella escena de Como agua para chocolate en la que Pedro reza: No es por vicio, ni por fornicio, sino para hacer un hijo para tu servicio.

La beatada estima que los niños no deberían recibir información y educación de carácter sexual, científica y biológica si no es por medio de la familia; y definitivamente no por parte del estado.  Y estiman que la información y educación sexual  debería estar acompañada por consideraciones de orden espiritual…sus consideraciones de orden espiritual, para ser claros.

En principio yo estaría de acuerdo con el párrafo anterior  porque que el estado (o sea los políticos y sus funcionarios) no deberían involucrarse en la educación.  Punto.  No debería existir la educación estatal. Punto.  Pero existe; y si existe, la información objetiva sobre el sexo no debería ser excluida de los programas, como no debería ser excluida, por decir algo, la teoría de la evolución (aunque eso ofenda a los creacionistas).

Me inquieta, sin embargo, aquella postura que se opone a la distribución de información objetiva sobre el sexo por organizaciones más allá de la familia; y esto es porque en este país hay muchísima desintegración familiar, muchísima paternidad irresponsable y muchísima desinformación acerca del sexo.  La mayoría de familias no son cuadros de Norman Rockwell.  Sólo echa cuenta de que en 2014, el Observatorio de Salud Reproductiva estimó que hubo 71,000 embarazos de niñas y jóvenes. ¿Cuántos abortos se evitarían si los involucrados hubieran tenido información objetiva acerca del sexo? Y voy a apostar a que la mayoría de jóvenes obtienen, de parte de sus pares, cualquiera información de orden sexual que tengan.

Es cierto, claro, que el sexo tiene una dimensión más allá de lo puramente científico; pero eso es otro par de zapatos. Así como las escuelas estatales no debería forzar religión alguna en sus usuarios, tampoco deberían forzar ideas sobre el sexo.  En una sociedad donde la desintegración familiar es elevada, ¿quién debería discutir ese tema con los niños y jóvenes, in loco parentis? Descontando que los niños y jóvenes van a discutir el tema entre ellos (bien informados, o no), no queda más que admitir que otras instancias podrían ser fuentes de información mejor calificadas; y en tanto que esas instancias no tengan un monopolio, o una posición preponderante por medio de la legislación, mientras más y más diversas sean, quizás es mejor.  Pueden ser organizaciones privadas voluntarias de servicio, o lo que sea..hasta iglesias si no hay de otra; pero ninguna debería excluir a las otras mediante el uso de la fuerza de la ley.

Con respecto al sexo, Ayn Rand escribió que este es una capacidad física; pero su ejercicio está determinado por la mente del hombre  -por su elección de valores celebrada consciente, o inconscientemente. Para un hombre racional, el sexo es una expresión de su autoestima, una celebración de sí mismo y de la existencia. Para el hombre que carece de autoestima, el sexo es un intento de fingir y adquirir su ilusión momentánea.

El amor romántico, en el pleno sentido del término, es una emoción posible sólo para el hombre (o mujer) de inquebrantable autoestima: es su respuesta a sus propios valores más altos, identificados en la persona de otro; -es una respuesta integrada de su mente y su cuerpo, del amor y el deseo sexual. Tal hombre (o mujer) es incapaz de experimentar un deseo sexual separado de los valores espirituales.

Alguien debería compartir estas ideas con niños y jóvenes, y descubrir con ellos su significado; pero nadie debería tener el monopolio de discutir el tema.  Y es un error de ignorancia suponer que -en una sociedad con un elevado número de familias desintegradas y un elevado número de niños y jóvenes creciendo al margen de cualquier forma familiar- para esos niños y jóvenes sea fácil encontrar respuestas de calidad a sus inquietudes.

La ilustración la tomé de Facebook.


24
Oct 15

Podcasts de Carpe Diem

podcast-carpe-diem

Ya era tiempo, supongo; y hoy inauguré los podcasts de Carpe Diem que ahora puedes escuchar en SoundCloud.  ¡Por supuesto que estás invitado a escucharlos y a compartirlos!  Carpe Diem no sería mucho sin el apoyo de quienes lo visitan y me permiten acompañarlos en sus reflexiones; así como del de quienes me invitan a reflexionar.  Muchas gracias.

¡Por la libertad y la razón!