11
Sep 17

No olvidamos, 9/11

Para mi es impensable que pase el 11 de septiembre sin recordar los atentados contra el World Trade Center, en Nueva York, a las miles de víctimas y el contexto que los hizo posibles.

Aquel es el mismo contexto que hace posibles otros atentados islamistas en todo el mundo, desde aquella fecha fatídica hasta ahora: la prevalencia de ideas filosóficas irracionales en la educación, en los medios de comunicación, en las redes sociales, en el arte, en la política y en la ética.  Ideas que les permiten a muchos y ciertamente les permiten a los lideres políticos e intelectuales de occidente evadir la naturaleza del totalitarismo islámico.

No olvidar es importante; pero también lo es identificar una filosofía  racional que nos permita asegurar los derechos a la vida, a la libertad, a la propiedad y a la búsqueda de la felicidad.

Si te interesa el tema te recomiendo Failing to Confront Islamic Totalitarism, por Onkar Ghate y Elan Journo.


11
Sep 16

No olvidemos a las víctimas del 9/11

14238207_10157420418645634_7829847813125890858_n

A mí me parece que fue ayer; pero ya pasaron quince  años desde el ataque terrorista a las torres gemelas en el World Trade Center de Nueva York,  el Pentágono y el vuelo 93 de United.  En esta fecha recordamos a las víctimas de aquellas tragedias; y a las ideas que las hicieron posibles.  Aquellos ataques fueron fueron producto de acciones deliberadas en el marco de un ataque de terror contra la civilización.

Hoy es un buen día para visitar la mejor cobertura de aquellos actos y aquellos días; misma que está en Internet Archive.

La cobertura expuesta por IA comienza con el anuncio de una hermosa mañana de otoño en Manhattan y nos lleva de la mano por toda la inmensidad y profundidad de esta tragedia humana.  El sitio es facilísimo de navegar y, de verdad, vale la pena visitarlo.

Si eras muy joven, o no habías nacido en 2001, seguramente querrás ver este vídeo; pero no es para personas impresionables:

Te recomiendo dos artículos:


19
Mar 16

Celebremos el Día de los logros humanos

human-achievement-hour-lights

Hoy celebremos el Día de los logros humanos.  Si quieres celebrar el progreso humano puedes iluminar el mundo simbólica y literalmente. Hoy,  8:30 a 9:30 pm enciende luces y publica fotos de tu acto iluminador. ¡Dile No a la oscuridad!

Cada año el Competitive Enterprise Institute promueve esta iniciativa para rendirles homenaje a las innovaciones humanas que nos permiten vivir mejor.  La ocasión destaca, especialmente, la importancia de la energía que mejora las vidas de las personas, explica Edward Hudgins.

Hay mucho que celebrar, desde cualquier perspectiva la vida es sustancialmente mejor. Gracias a las prácticas médicas y sanitarias modernas, la esperanza de vida mundial, durante el siglo pasado se ha duplicado.  En el mundo industrializado, la mayoría de la gente goza de calefacción y aire acondicionado en sus casas.   Tenemos comida barata y saludable y refrigeración para conservarla.  Tenemos aparatos para el ahorro de mano de obra, como las lavadoras que liberan a las mujeres, especialmente, de muchas horas de trabajo pesado.  Podemos viajar a cualquier lugare de la Tierra en menos de un día y podemos comunicarnos con miles de millones de personas y tener acceso a la riqueza del conocimiento humano al insatante.  

Pero hay un oscurecimiento de estos cielos brillantes, y está en la cultura. Por ejemplo,  grupos ambientales promueven la Hora del planeta, un momento el que ellos invitan a apagar las luces para generar conciencia sobre la protección del planet . La mayoría de las personas que se dedican a esta práctica, sin duda, sienten que están registrando un voto simbólico para el aire limpio y el agua o en contra de la contaminación.  Pero la ideología detrás de aquella práctica es siniestra y antihumana.  Sostiene que el ambiente, es un valor en sí mismo, separado e incluso opuesto a los seres humanos.

No olvides encender luces hoy a las 8:30 p.m. y si quieres saber más sobre el tema te invito a leer el artículo completo por Edward Hudgins.


13
Nov 15

Otro ataque a la civilización, esta vez en París

12208698_10206115206213344_7070940454324089979_n

Al grito de Alahu Akbar (Alá es el más grande), los autores de uno de los atentados cometidos esta noche en el centro de París dispararon con armas automáticas, según un testigo en declaraciones a la emisora France Info, citado por el diario ABC. Entre sollozos, el testigo contó que estaba con su madre en la sala de espectáculos Bataclán y que varios individuos irrumpieron y empezaron a disparar.

Hoy todos somos París porque este no es un atentado contra aquella ciudad, ni sólo contra Francia; los actos terroristas de hoy son ataques a la civilización occidental.  Por medio de la violencia, el miedo y de la inestabilidad, el terrorismo mina los valores que hacen posible la vida civilizada.  El terrorismo destruye la confianza, la paz, el comercio, el derecho y la libertad. El reto que tiene Occidente es el de defender la paz y la civilización contra un enemigo que desprecia absolutamente la vida humana.

Hubo varios ataques en La ciudad luz.  Se contabilizan más de 100 muertos (sólo en Bataclán, falta contar a los muertos en otros lugares), han sido cerradas las fronteras de Francia y el ayuntamiento de París ha pedido que la gente nos salga de sus casas.  La policía asaltó la sala Bataclán y por lo menos mató a dos terroristas. Durante el asalto policial, los terroristas hicieron explotar varias granadas. Una carnicería… Cadáveres en todas partes escribió en su cuenta de Facebook, uno de los rehenes.  Entre los secuestrados nadie tuvo un arma para defenderse.

Tan pronto como sea posible, Occidente debe reconocer que el terrorismo -como el  de Beirut, el de Paris, el de Madrid y el de Nueva York- está fundado sobre un odio profundo contra el individualismo, la razón, la libertad, el capitalismo, la tecnología, el estado de derecho y otros valores que apreciamos profundamente.  Ningún individuo, y ciertamente que ninguna sociedad, sobrevive indemne al terrorismo y a la guerra; pero, ¿cómo no te hierve la sangre cuando los valores que más aprecias están bajo ataque? ¿Cómo puedes permanecer neutral cuando la vida, la libertad y la propiedad están bajo asedio? Los guatemaltecos vivimos eso por 36 años; y ahora -para desgracia de todos- es una lucha que enfrentamos en Occidente.  Hoy todos somos París.

Si te interesa este tema, te recomiendo Winning the Unwinnable War.


11
Sep 14

En recuerdo de las víctimas de la guerra santa

Imagen de previsualización de YouTube

Los atentados contra las torres gemelas en Nueva York, así como las acciones del Estado Islámico y otras organizaciones similares son parte de una guerra santa contra Occidente y contra la civilización.

Para meditar sobre el tema, en esta efemérides triste, te invito a leer Es la guerra santa, idiotas; por Arturo Pérez Reverte, artículo en el que uno de sus párrafos dice: Creer que eso se soluciona negociando o mirando a otra parte, es mucho más que una inmensa gilipollez. Es un suicidio. Vean Internet, insisto, y díganme qué diablos vamos a negociar. Y con quién. Es una guerra, y no hay otra que afrontarla. Asumirla sin complejos. Porque el frente de combate no está sólo allí, al otro lado del televisor, sino también aquí. En el corazón mismo de Roma. Porque -creo que lo escribí hace tiempo, aunque igual no fui yo- es contradictorio, peligroso, y hasta imposible, disfrutar de las ventajas de ser romano y al mismo tiempo aplaudir a los bárbaros.

También te recomiendo After 9/11, Lessons Unlearned, por Elan Journo.


28
Jul 14

El califato islámico en acción

Imagen de previsualización de YouTube

Para evitar la inmoralidad y promover las actitudes islámicas, el califato islamista ordenó que todas las niñas y mujeres entre los 11 y 46 años de edad sean sometidas a la mutilación genital.  La ablación se practica, según los líderes del califato para alejar a las mujeres del libertinaje y la inmoralidad.

Esta costumbre bárbara, que es común en Africa, pero generalmente ajena al mundo musulmán, consiste en la extirpación parcial o total de los órganos genitales y es una violación de los derechos humanos. Su práctica, a menudo en pésimas condiciones higiénicas, puede provocar hemorragias prolongadas, infecciones, infertilidad e incluso la muerte. En Egipto, por ejemplo, sus partidarios insisten que se trata de una practica religiosa que reduce la libido de las mujeres, preserva su virginidad hasta el matrimonio y elimina cualquier tentación de adulterio.

Recientemente, líderes del Estado islámico de Iraq y el Siria destruyeron la histórica mezquita de Yunus o templo de Jonás, una joya del siglo 8 a.C en donde se cree que esta enterrado el profeta Yunus o Jonás, y que es una de las más importantes de Mosul.

A principios de este mes miles de iraquíes cristianos huyeron para preservar sus vidas. El grupo terrorista Estado Islámico de Irak y Siria (ISIS, por sus siglas en inglés) está atacando sus aldeas, conforme continúan su intento brutal de tomar más territorio.   Por esas fechas, cristianos fueron crucificados por ISIS, por dejar el Islam.

¿Te acuerdas de cuándo los talibanes dinamitaron estatuas de Buda, que tenían más de 1500 años, en Afganistán?

Este tipo de cosas es lo que ocurre cuando el vigor y la fortaleza islamistas controlan el poder.

Por eso me llamó la atención que en su columna titulada ¿El fin de la historia?, Roberto Blum escribiera que la constitución del Estado islámico de Irak y Siria  y la restauración del califato enla ciudad de Rakka son los últimos síntomas del renacimiento de la gran civilización musulmana.  Sin duda es políticamente incorrecto de mi parte; pero…¿cómo es que ordenar la ablación y dinamitar deliberada y específicamente antiguedades como la mezquita de Yunus y los budas son síntomas de civilización? Voy a ser más atrevido y voy a decir que el islamismo es un ataque a la civilización.

En El genio de Occidente, Louis Rougier escribió que la civilización árabe fue maniatada por el Islam.  Y explica que el largo sueño del Islam, entre el siglo XIII (luego de su expulsión de Europa) y el siglo XIX (cuando retomaron el contacto con Occidente) se debió al hecho de que los árabes perdieron el contacto con los persas, sirios, cristianos y judíos cuya presencia tuvo un impacto vitalizante en su cultura.  A partir del siglo XII una reacción teológica sacudió todo el Islam y ya no hubo filósofos -la palabra misma se convirtio en sinónimo de infiel– y sólo ocasionalmente hubo algún erudito como Ibn Khaldun; y el Islam, retornando a sus fuentes, paralizó la investigación con una fórmula que no admitía réplica: Dios conoce mejor lo que es.

Rougier continúa: Para el musulmán, toda verdad que vale la  pena de conocerse está contenida en el Corán, que es a la vez un dogma yun código de fe, y cuyas prescripciones regulan hasta los más pequeños detalles de la vida.  El musulmán reza, pero no ora; no conoce el remordimiento, ni expresa un mea culpa. Desde el momento en que satisface la prescripción fundamental del Corán -crer en el Dios único y su Profeta- está en paz consigo mismo.  Puesto que Alá ha hecho la morada del hombre tal como es, ¿para qué tratar de majorarla mediante invenciones que rayan en la irreligiosidad y que nada contribuyen a la salvación del hombre?

El Islam -como el del siglo XII y el del ISIS- es lo que ocurre cuando la fe tiene el poder.  Y es lo contrario a cualquier síntoma de civilización.

El vídeo es muy impactante; no lo veas si crees que te impresionarás.


29
Mar 14

No caigas en la trampa, no apagues las luces

hora-de-la-tierra

Hoy, algunas personas estarán sentados en la oscuridad para expresar su votopor una acción sobre el cambio climático global. En su lugar de hacer algo como eso, puedes unirte a la propuesta del Competitive Enterprise Institute y a las miles de personas alrededor del mundo que celebraremos la Hora de los logros humanos  (HAH).

Deja las luces encendidas para expresar tu  agradecimiento por las invenciones e innovaciones que hacen de este el mejor momento para estar vivo; y para reconocer que las soluciones futuras requieren libertad y no coerción gubernamental individual.

La Hora de los logros humanos es una celebración de la libertad individual y de  la apreciación de los logros e innovaciones que la gente ha usado para mejorar sus vidas a lo largo de la historia. Para celebrar la HAH, los participantes sólo tienen que pasar la hora de las 8:30 a las 9:30 pm,del 29 de marzo, disfrutando de los beneficios del capitalismo, la civilización y de la innovación humana:

Reúnete con amigos en el calor de un hogar con comodidades, ve una buena película en televisión, toma  una ducha caliente, bebe cerveza bien helada, llamar a un ser querido por el teléfono, escucha  música, o sólo enciende las luces e ilumina tus alrededores. Yo lo hago así cada año, de una forma diferente…pero nunca opto por la oscuridad y por la falta de tantas cosas buenas.  Este año a lo mejor hornearé algo rico.

La foto la tomé de Facebook y me parece muy atinada para meditar: Corea del Norte vive en una hora del planeta permanente.


07
Mar 14

Nuestra civilización se “mal acostumbró”

civilizacion-luis-figueroa

Durante siglos, los agricultores en los valles andinos –ecosistemas muy frágiles– han observado el comportamiento de animales y plantas para saber qué cultivos sembrar y cuándo. Los agricultores que se guían por sus observaciones de la naturaleza, han reducido hasta en un 40 por ciento sus pérdidas económicas relacionadas con el cambio climático. De esto me enteré el miércoles por El periódico.

Esto no debería sorprendernos en estas latitudes, porque sabemos que el Calendario Maya está íntimamente relacionado con el ciclo del maíz y con observaciones astronómicas precisas. Igualmente, los antiguos egipcios basaban su calendario en la observación de los ciclos del río Nilo, cuya inundación convertía las tierras desérticas en campos fértiles para los cultivos.

Las antiguas civilizaciones y culturas no perdían detalle de sus entornos, y sabían que en medio de los ciclos constantes había cambios. Cambios de corto plazo y cambios de largo plazo. Y por eso, como los agricultores andinos, nunca dejaban de observar para entender qué es lo que estaba ocurriendo y para adaptar sus prácticas –no solo agrícolas, sino sociales– a los cambios. La precariedad de sus economías los obligaba a no perder detalles y a siempre estar alertas en las observaciones.

En otro contexto, nuestra civilización se mal acostumbró a la estabilidad y a la abundancia que trajeron el capitalismo, la revolución industrial, la ciencia y la tecnología. Nuestra civilización se obsesionó con la seguridad y la estabilidad. Olvidó que la escasez y el cambio constante han acompañado a la humanidad durante toda su existencia. Se engañó y olvidó que el dinamismo es lo que caracteriza al universo, y se apoltronó en la inmovilidad. Por eso es que mucha gente cree que hay que combatir el cambio climático y, peor aún, mucha gente cree que es responsable del cambio climático. Hay un caveat; pero de eso me ocuparé en otra ocasión.

¡Más saben los agricultores andinos!, que observan los cambios y se adaptan a ellos para tener éxito. Más sabían los antiguos que los fanáticos de la inmovilidad que paralizan el dinamismo por medio de legislación y de la fuerza.

Columna publicada en El periódico.


04
Jul 12

Señales inequívocas de civilización

Sabes que estás en una sociedad civilizada cuando caminas por las calles y encuentras dispensadores de bolsitas plásticas para recoger las heces de tus mascotas.

¿Como en Pasos y pedales en la ciudad de Guatemala, o no?  No.  Esto es en San Diego, donde estoy asistiendo a la Objectivist Conference 2012.  ¿Qué crees que ocurriría con el dispensador de bolsitas en otro tipo de sociedad? Yo digo que habría quienes romperían el dispensador sólo porque sí.  Habría quienes se robarían las bolsitas para…para qué se yo.  Es fascinante que la gente, en vez de dejar el popó de sus animales en las aceras, o en propiedad ajena, asuma la responsabilidad de recogerlas y disponer de ellas apropiadamente. Yo digo que ese es un signo de civilización.

Un mi cuate dice que el peso de los cubiertos es otra señal inequívoca de civilización.  Mientras más civilizada es una sociedad, más pesados son los cubiertos con los que comes tus alimentos.  Claro que esta es una observación que hay que entender cum grano salis; pero no deja de tener cierto sentido.


19
Feb 12

Las vides, la tierra y la Historia

Las vides siempre me causan algo.  Me llenan de alegría.  Debe ser por su relación con el vino, claro; pero también porque junto al trigo, el maíz, el arroz, las papas, la cerveza y otros alimentos primordiales tienen una conexión con la tierra y con la Historia.  Con la civilización y con la grandeza del ser humano.

Esta me la encontré en Sabe Rico, La Antigua, un lugar estupendo para comer rico, tomar buen café, relajarse y disfrutar de chocolates deliciosos…a la sombra de una vid genrosa y llena de vida.

Mi abuelita Juanita contaba que ella tenía una vid en su casa; y que cuando mi tío Rony era pequeño, parte de su alimentación consistía en jugo de la vid extraído del tallo de la planta. Mi abuelita aseguraba que esa era una de las razones por las que mi tío Rony había crecido alto y fuerte. Claro que para eso de criar niños galanes hay muchas hipótesis. Mi abuelita Frances decía que sus tíos eran extraordinariamente grandes porque en su crianza había sido incluida la leche de coco.