25
Jul 17

Esas comen carne

Esas comen carne, le dijo uno de los muchachos que tenemos trabajando en casa a su compañero, mientras ambos veían con asombro a Ofelia.

Ofelia es mi Stapelia gigantea, una admirable suculenta que siempre he visto como si fuera una flor de Perdidos en el espacio; y que siempre he visto con la misma admiración que la observaban los trabajadores.

Ofelia no come carne, por cierto; pero hiede a carne podrida.  Despide una cierta pestilencia y aparte de eso llama la atención que es notoriamente hirsuta; y llaman la atención sus colores y  su tamaño.  Nunca ha sido polinizada pero atrae moscas que han de acudir embobadas  por su olor característico.

¿Te preguntarás que cómo es que me causa alegría aquella flor tan poco agraciada? Y te diré que quizás es por su aspecto raro, que va más allá de exótico; y porque es perseverante y generosa.

Un cuate hawaiano me contó que esta flor se encuentra en las partes más secas de la Isla grande, y es conocida como Caron Flower; seguramente que en referencia al barquero Caronte y en alusión a su olor. Uno ve el centro de esta flor y parece estar frente a un vórtice que lo llevará a la presencia del barquero del río Estigia. Cuando mi cuate era guía turístico, allá,  se divertía mucho porque los visitantes no le creían lo del olor y acercaban sus narices a las flores.


30
May 17

¡Volvió el lirio japonés!

El año pasado no floreó porque sufrió un traslado; pero este año está de vuelta mi lirio japonés.

Cual pequeña galaxia en expansión esta hermosa flor adorna mi casa en esta temporada.   El lirio japonés se muestra sólo una vez al año entre abril y mayo y su nombre científico es Scadoxus multiflorum. Siempre la espero y la recibo con mucha alegría.


01
Oct 16

Ofelia está de fiesta

160928-stapelia-gigantea-luis-figueroa

Si eres nuevo en este espacio, quizás no sepas que Ofelia es mi flor de Perdidos en el espacio.

Mi Stepelia gigantea se ve como algo de otra galaxia; y ya tiene tanto tiempo de ser parte de la familia que hasta le pusimos el nombre de Ofelia y lleva aquel apodo en alusión a la flora que salía en aquella serie de televisión sesentera.

Ofelia es una suculenta que hiede.  Despide una pestilencia como a carne podrida; y aparte de eso llama la atención que es notoriamente hirsuta, y llaman la atención sus colores y  su tamaño.  Nunca ha sido polinizada pero atrae moscas que han de acudir maravilladas por su olor característico.

¿Te preguntarás que cómo es que me causa alegría aquella flor tan poco agraciada? Y te diré que quizás es por su aspecto raro, que va más allá de exótico; y porque es perseverante y generosa.

Un cuate hawaiano me contó que esta flor se encuentra en las partes más secas de la Isla grande, y es conocida como Caron Flower; seguramente que en referencia al barquero Caronte y en alusión a su olor. Uno ve el centro de esta flor y parece estar frente a un vórtice que lo llevará a la presencia del barquero del río Estigia. Cuando mi cuate era guía turístico, allá,  se divertía mucho cuando los visitantes no le creían lo del olor y acercaban sus narices a las flores.


19
Jun 16

La bella Ofelia nos obsequió una flor

160618-stapelia-gigantea

Ofelia es mi flor de Perdidos en el espacio.

Lleva aquel apodo en alusión a la flora que salía en aquella serie de televisión sesentera; y es que mi Stepelia gigantea se ve como algo de otra galaxia; y ya tiene tanto tiempo de ser parte de la familia que hasta le pusimos nombre.

Ofelia es una suculenta que tiene la particularidad de que hiede.  Despide una pestilencia como a carne podrida; y aparte de eso llaman la atención que es notoriamente hirsuta, además de su color y a su tamaño.  Nunca ha sido polinizada pero atrae moscas que han de acudir fascinadas por su olor característico.

¿Te preguntarás que cómo es que me causa alegría aquella flor tan poco agraciada? Y te diré que quizás es por su aspecto raro y porque es perseverante.

Un cuate hawaiiano me contó que esta flor se encuentra en las partes más secas de la Isla grande, y es conocida como Caron Flower; supongo que en referencia al barquero Caronte y en alusión a su olor. Uno ve el centro de esta flor y parece estar frente a un vórtice que lo llevará a la presencia del barquero. Cuando mi cuate era guía turístico, allá,  se divertía mucho cuando los visitantes no le creían lo del olor y acercaban sus narices a las flores.

Comments


13
Jun 15

Floreó Ofelia

150612_stapelia-gigantea-luis-figueroaSu aspecto parecido al de una flor de la serie de televisión Perdidos en el espacio, ese su carácter extraño la hacen imposible de ignorar.  Como es imposible de ignorar su olor que obliga a que nunca entre a casa.

Con todo y todo queremos mucho a Ofelia, y a mí me alegra mucho ver sus flores galanas. Nota que es hirsuta, su tamaño y sus colores.


08
Jun 15

Tortilla de flores de izote

150605_tortilla-de-flores-de-izote-luis-figueroa

Ah, el segundo semestre del año trae sus cosas buenas: las flores de izote, los anacates, los hongos de San Juan y los lorocos, por ejemplo.  ¡La fiesta comenzó con una deliciosa tortilla de flores de izote preparada en casa!

Sin sus pistilos y sus estambres amargos estas flores son delicadas y exquisitas.  Va re bien en tortilla con huevos, algo de tomate y cebolla, y aceite de oliva.  Pero también son magníficas en pizza, o con polllo.

Mi vecino tiene izotales y es una lástima ver cómo se quedan ahí y se desperdician estas bellezas.  Afortunadamente las he visto abundantes en el mercado y en las calles.  La que hizo posible la tortilla de la foto me la regaló mi madre porque sabe lo mucho que las disfruto.


02
May 15

¡Ya floreó mi lirio japonés!

150501_lirio-japones

¡Que alegre! Cual pequeña galaxia en expansión mi lirio japonés ya alegra mi balcón.   Esta flor se muestra sólo una vez al año en esta temporada; pero ahora vino con la novedad de que trae un hijito.  Su nombre científico es Scadoxus multiflorum.


12
Abr 15

En bici bajo los matilisguates

Imagen de previsualización de YouTube

Esta es la mejor temporada para llegar en bicicleta al trabajo.  La última parte del camino es bajo los matilisguates y las buganvilias, acompañado por el trino de los cenzontles y otras aves.  Me encanta empezar el día así; y al atardecer el espectáculo es bello desde otra perspectiva.


07
Abr 15

La alegría del matilisguate

150406-matilisguate-luis-figueroa-carpe-diem

Este hermoso matilisguate me da la bienvenida al trabajo en esta temporada.  Su color intenso y su floración densa alegran más mis mañanas.

Este es el último de la larga fila de matilisguates que engalanan la 11 calle de la zona 10 y que se extienden hasta la entrada de la Universidad Francisco Marroquín por La Margarita.  Esos Matilisguates, por cierto están ahí por solicitud de mi bisabuelo, Federico, que vivía en la esquina de la 11 calle y Calle Real de la Villa.  El Intendente de la ciudad -en tiempos de Jorge Ubico- le preguntó que qué árboles le gustaría que sembrara ahí, y mi bisabuelo pidió matilisguates.


02
Jun 14

Conoce a Ofelia, mi flor de “Perdidos en el espacio”

140523_stapelia_gigantea_luis_figueroa

Si visitas Carpe Diem desde hace más de un año sin duda ya conoces a Ofelia,  mi flor de Perdidos en el espacio.

Lleva aquel apodo en alusión a la flora que salía en aquella serie de televisión sesentera.  Ciertamente que mi Stepelia gigantea se ve como algo extraterrestre; y ya tiene tanto tiempo de ser parte de la familia que el año pasado le pusimos nombre.

Ofelia es una suculenta que tiene la particularidad de que no huele, sino hiede.  Despide una pestilencia como a carne podrida; y aparte de eso llaman la atención que es notoriamente hisrusta, su color y a su tamaño.  Nunca ha sido polinizada pero atrae moscas que han de acudir fascinadas por su olor característico.

¿Te preguntarás que cómo es que me causa alegría aquella flor tan poco agraciada? Y te diré que quizás es por su aspecto raro y porque es perseverante.

Un cuate hawaiiano me contó que esta flor se encuentra en las partes más secas de la Isla grande, y es conocida como Caron Flower; supongo que en referencia al barquero Caronte y en alusión a su olor. Cuando mi cuate era guía turístico, allá,  se divertía mucho cuando los visitantes no le creían lo del olor y acercaban sus narices a las flores.