El pensamiento económico de los escolásticos tardíos

¿Dónde pasé el fin de semana? En La Antigua, discutiendo el pensamiento económico de los escolásticos tardíos.  En compañía de personajes como Tomás de Aquino, Juan de Mariana, y otros; así como de un grupo de eruditos y divertidos estudiosos latinoamericanos.  ¿Y qué hacía Luisfi ahí? dirán algunos.  Pues yo aprendí un montón…chupé rueda, como se dice en mi pueblo.

Las lecturas previas al coloquio, que uno recibe con tres meses de anticipación, nos prepararon para discusiones intensas sobre el pensamiento de los escolásticos y los escolásticos tardíos o segunda escolástica; la propiedad y los precios; el dinero, la política fiscal y el comercio; el concepto de monopolio y el orden económico; y los escolásticos y la economía clásica.

Estos coloquios, de la serie Exploraciones sobre la libertad, siempre son animados y a mí me gusta pensar en ellos como en un spa para la mente.  Uno siempre regresa como cargado de nuevos conocimientos, nuevos amigos, nuevas experiencias y de energía; pero este estuvo particularmente agradable, no sólo por la magnífica conducción de Eduardo Fernández-Luiña (Edu, para los cuates), sino porque entre los participantes había personalidades vehementes que les daban a las discusiones ese je ne sais quoi que aporta la explosividad latina en un ambiente académico que -en otros círculos- podría ser almidonado.

El coloquio forma parte de un programa llamado Exploraciones sobre la libertad, organizado por el Liberty Fund, y la Universidad Francisco Marroquín.  Este tuvo lugar en la Casa Popenoe, de La Antigua, durante el viernes y sábado pasados.

Comments

comments

Comments are closed.